1 mes atrás

Cayó por penales en Bahía Blanca

Alvarado se despidió con la frente alta

Alvarado se despidió con la frente alta

(Foto: Emmanuel Briane/lanueva.com)

Luego de un semestre que estuvo lejos de lo esperado, la imagen con la que se va Alvarado de la temporada es buena, el equipo mostró estar a la altura, superó una prueba de carácter y jugó un partido bárbaro en Bahía Blanca, para ganarle a Villa Mitre por 2 a 0, igualar la serie de playoffs y estirar la definición a los penales. Por esa vía, los bahienses se quedaron con un premio excesivo para lo que fueron los 180 minutos, en los que los marplatenses fueron superiores y hubieran merecido avanzar al menos una instancia más. Facundo Tavoliere, el mismo que contuvo el penal de Molina en la ida, fue determinante al atajar los remates de Albarracín y Susvielles en la definición.

Como era de esperar, con la obligación, Alvarado salió a llevarse por delante a un rival que no le molesta ceder el protagonismo y esperar sólido en su propio campo. Pero seguramente le debe haber generado alguna preocupación a Priseajniuc cuando el “torito” empezó a romper por las bandas y tuvo dos ocasiones rápidas para abrir el marcador y acercarse en la serie. De entrada nomás, Molina ganó por izquierda, sacó el centro al segundo palo y Compagnucci la tiró apenas afuera. Enseguida, otra vez desniveló el hombre de Miramar, pero su centro atrás fue despejado por la defensa.

Pasado el cuarto de hora, se empezó a acomodar Villa Mitre y llevó el trámite al ritmo que más le gusta. Lento, sin mucho ida y vuelta, y con ocasiones aisladas de gol. La más clara fue para el local con un muy buen remate de Héctor González que reventó el travesaño de Beltramella, que un ratito más tarde tuvo que reaccionar para cachetear un cabezazo de Leonardo López que tenía destino de gol. Alvarado era el que tomaba la iniciativa pero le costaba mucho llegar y lo mejor estaba por las bandas. Compagnucci ganó permanentemente por su sector, pero le faltó la puntada final para encontrar a sus delanteros. En una de las pocas participaciones de Susvielles en la mitad, peinó un envío largo para que Molina se vaya mano a mano con un defensor, lo sorteó y sacó el zurdazo que se fue cruzado, besando el caño de Tavoliere que nada podía hacer.

Para el complemento, se la iba a tener que jugar Giganti. Villa Mitre no tuvo problemas en pararse con seis hombres en su propio campo, con los defensores que en contadas ocasiones pasaron la mitad de la cancha y dos volantes que jugaron cerca de los centrales para no dejar espacios para Susvielles y Albarracín. Entonces, en ataque no generó nada, pero cuidó su arco y, con la ventaja lograda en Mar del Plata, le alcanzaba para llevarse el objetivo.

Jugado por jugado, Alvarado salió hecho una tromba a la segunda mitad y no lo dejó acomodarse al local. Al minuto, Susvielles la bajó para Albarracín que no pudo definir bien. Pero enseguida, recibió un pase cruzado, dejó atrás un defensor y sacó a relucir su jerarquía para definir con un remate exquisito, a media altura, lejos de las posibilidades de Tavoliere. Villa Mitre no podía salir de su asombro, no hacía pie y todo se jugaba en el campo tricolor.

Enseguida, Giganti mandó a Ceballos por Fassino y mostró que lo quería ir a ganar, con mayor control de pelota y buscando por todas las vías alcanzar al menos el segundo que estirara la definición a los penales. Tavoliere le ahogó el grito a Molina, pero la visita estaba tranquila. Todo lo contrario a lo que pasaba con el equipo local, que mostraba nerviosismo y el entrenador reforzaba la defensa con el ingreso de Romero por un delantero como Chavarri.

Alvarado iba pero no podía estirar la diferencia, entonces Giganti lo puso a Escott por Urquiza, arriesgó con línea de tres en el fondo y acumuló hombres en ataque. Y tres minutos después ganó un córner que ejecutó con maestría Ezequiel Ceballos y anticipó de mejor manera Joaquín Susvielle para hacer explotar el banco visitante y convertir el 2 a 0 que le ponía dramatismo al tramo final.

Lejos de conformarse con el objetivo primario, el “torito” siguió yendo ante un Villa Mitre que no tenía respuestas para una superioridad abrumadora en actitud y juego de los marplatenses. Ni en una de sus fortalezas, la pelota parada, podía complicar. Es más, en una a favor, sacó la defensa y salió la contra que encabezó Leonardo Verón, que había entrado segundos antes y corrió, corrió, hasta definir y chocar con la gran respuesta de Tavoliere. Estaba más cerca Alvarado del tercero que Villa Mitre del empate. Susvielles lo pudo definir por arriba, con un cabezazo como indican los libros, a contrapierna del arquero que sólo pudo atinar a rezar y ver como la pelota se fue apenas afuera.

Los minutos finales fueron dramáticos. Porque Alvarado era el que buscaba por todos los medios liquidarlo antes de los penales y Villa Mitre aguantaba como podía. La defensa local sacaba como podía cada avance, Susvielles, Molina, Albarracín, todos estuvieron a centímetros de que la hazaña sea completa. El exFerro de Pico era imparable, no lo podían frenar y obligó a la expulsión de Rasmussen antes del pitazo final. En un partido de muchos rendimientos altos, el que faltaba que aparezca lo hizo en la última pelota, Mauro Beltramella, que ahogó lo que era la clasificación de Villa Mitre ante Mc Coubrey y después saliendo fuera del agua para cortar una acción clara de Mugabure. La última volvió a ser para Alvarado, que a esa altura merecía ganarlo en los 90′, pero Tavoliere le sacó un remate bárbaro a Susvielles que desataba la fiesta marplatense.

El arquero terminó de calentar las manos para lo que vino. Porque en la definición por penales se hizo enorme para detener los disparos de Albarracín y Susvielles que le dieron aire a sus compañeros que, salvo Romero, no fallaron y sellaron el triunfo y clasificación de Villa Mitre a la siguiente etapa de playoffs y el final de una temporada que arrancó muy bien y que en la segunda mitad se estuvo lejos de lo esperado.

Síntesis

Villa Mitre (Bahía Blanca) (0) (4): Facundo Tavoliere; Fabián Dauwalder, Leandro García, Federico Rasmussen y Héctor González; Ramiro Formigo, Agustín Cocciarini, Leonardo López y Juan Pedro Mugabure; Damián De Hoyos y Ricardo Chavarri. DT: Sergio Priseajniuc.

Cambios: ST 0′ Maximiliano Cantoni por Formigo, 20′ Mariano Mc Coubrey por De Hoyos y 23′ Daniel Romero por Chavarri.

Alvarado (2) (2): Mauro Beltramella; Emanuel Urquiza, Ramiro Jorge, Manuel Madrid y Mauro Castro; Gabriel Compagnucci, Juan Gáspari, Nicolás Fassino y Francisco Molina; Joaquín Susvielles y Wilson Albarracín. DT: Mauricio Giganti.

Cambios: ST 6′ Ezequiel Ceballos por Fassino, 25′ Patricio Escott por Urquiza y 36′ Leonardo Verón por Ceballos.

Goles: ST 2′ Albarracín (A), 28′ Susvielles (A)
Incidencias: ST 43′ Rasmussen (VM)
Definición por penales: En Villa Mitre convirtieron Mc Coubrey, Cantoni, Mugabure y González, Romero desvió su remate; en Alvarado marcaron Molina y Compagnucci, Tavoliere contuvo los remates de Albarracín y Susvielles.
Árbitro: Santiago Ascenzi, de Escobar.
Estadio: “El Fortín”.

Sponsors Principales

Sponsors Principales

logo-web-agua-santa-rita mitre